Solo al aceptar la propia fealdad

Poesía

Sólo al aceptar la propia fealdad se puede abrazar la belleza, con ganas.

Reconocerse oscuro es el primer paso
pa’ que entre la luz blanca.
Es que ser humano siempre, siempre implica tener dos caras. 
Convulsión y calma. Qué tal que no.
No existe equilibrio sin rabia.
Ni alegría sin lágrima.
¿Cómo podría uno nadar tranquilo en aguas positivas sin haber contempla’o el otro lado de la vaina? No.
Eventualmente la vida, maestra, haría lo suyo pa’ revolcarnos, mandarnos al fondo, mostrarnos quién manda.
Y pa’ flotar, primero aceptarse piedra pesada.
Y ahí sí pa’rriba, glu, glu, como pluma liviana.
Claro, es que así es.
La felicidad no es perpetua, ni el optimismo, ni la magia.
Tiene que haber días grises pa’ que los otros brillen
Tiene que haber noche pa’ que haya alba.

Anuncios

Rima I

Poesía

Yo sé un himno gigante y extraño
que anuncia en la noche del alma una aurora,
y estas páginas son de ese himno
cadencias que el aire dilata en las sombras.

Yo quisiera escribirle, del hombre
domando el rebelde, mezquino idioma,
con palabras que fuesen a un tiempo
suspiros y risas, colores y notas.

Hasta luego

Escritos de nosotras. (Lu y S.Fuchs), Poesía

Mi cabeza en las nubes,
Mi pintura labial bien puesta,
Recuerdo estar cansada de tantas charlas
Cuando de pronto su voz resonó en mi cabeza.
Volteé y su máscara encaró la mía,
Me topé con sus ojos más de cerca,
Sabía que iba a rechazarlo sin explicar mi respuesta,
Pero su simpatía invadió mi muralla y quiso robar mi careta.

Mi flor

Escritos de nosotras. (Lu y S.Fuchs), Poesía

Si te digo un secreto, me encantan las personas que brillan,

como si al nacer hubiesen caído en un frasco de purpurina,

quien se imaginaria conseguir una amistad que te ha perseguido en unas cuantas vidas,

no sé si me crees pero lo que te digo no es mentira,

ojos familiares,

ojos llenos de sueños y brillo como mi constelación favorita,

He venido para ver.

Poesía

“…He venido para ver la muerte
Y su graciosa red de cazar mariposas,
He venido para esperarte
Con los brazos un tanto en el aire,
He venido no sé por qué;
Un día abrí los ojos: he venido.

Por ello quiero saludar sin insistencia
A tantas cosas más que amables:
Los amigos de color celeste,
Los días de color variable,
La libertad del color de mis ojos;

Pajarito de ala herida

Escritos de nosotras. (Lu y S.Fuchs), Poesía

Pajarito de ala herida,

pequeño, lleno de alegría,

últimamente siempre te encuentro con la mirada perdida,

quieres volar alto pero no logras traspasar las rejillas,

dicen que la felicidad no depende de donde te encuentres pero yo creo que es mentira.

Tu imaginación da para recorrer los mares y mostrarle al mundo sus maravillas,

resaltarías como la estrella más alta, yo estoy segura que lo lograrías.

Pajarito de alas escarchadas,

yo sé que lloras cuando nadie te mira,

sé que sonríes pero cuánto sufres,

abandonar el nido es tu sueño pero también tu pesadilla.

Oda al amor

Poesía

Amor, hagamos cuentas.
A mi edad
no es posible
engañar o engañarnos.
Fui ladrón de caminos,
tal vez,
no me arrepiento.
Un minuto profundo,
una magnolia rota
por mis dientes
y la luz de la luna
celestina.
Muy bien, pero, el balance?
La soledad mantuvo
su red entretejida
de fríos jazmineros
y entonces
la que llegó a mis brazos
fue la reina rosada
de las islas.
Amor,
con una gota,
aunque caiga
durante toda y toda
la nocturna
primavera
no se forma el océano
y me quedé desnudo,
solitario, esperando.

“Viajar es regresar”.

Poesía

Viajar es marcharse de casa,
es dejar los amigos
es intentar volar;
volar conociendo otras ramas
recorriendo caminos
es intentar cambiar.

Viajar es vestirse de loco
es decir “no me importa”
es querer regresar.
Regresar valorando lo poco
saboreando una copa,
es desear empezar.

Viajar en sentirse poeta,
escribir una carta,
es querer abrazar.
Abrazar al llegar a una puerta
añorando la calma
es dejarse besar.